viernes, 23 de mayo de 2008

Viernes nomás

Por fin acabó la semana, el viernes y mi extraño estado de ánimo.
Ya tengo mi diente y ya puedo volver a sonreír, mi cachorrito no está porque se fue de campamento y me la he pasado casi todo el día en línea.
Hablé con Ele, me encantó escucharla, a veces damos por sentado muchas cosas y creo que ella, en este caso es esa seguridad en la cual yo me apoye. Gracias Ele ¿seguimos con los proyecto no?
Por otro lado, superé el terror al dentista, ahora me doy cuenta que era miedo, pero ya esta, ya tengo diente y comienzo mi tratamiento.
¿qué más hice ayer?
MMMMMMMM
Nada, realmente nada de relevancia. Ah sí, me perdí por el norte de la Ciudad de regreso del Dentista. conocí zonas de Atzcapozalco que en mi vida había visto, casi sin gas y con el Jesús en la boca después de una hora llegué a casa.

Viernes de balcón:

El primer libro para adultos que leí (a escondidas por supuesto) era uno que encontré en el closet de mis papás y lo firmaba Xaviera Hollander, una ex-meretríz convertida en escritora y que realmente no escribía erotismo si no pura y sicalíptica pornografía je je je. Esa fue mi auténtica iniciación con el sexo, además del programa de Don Luis Carbajo, en el cual presentaban entrevistas de sexólogos y las famosas "cortinillas" de una cantante (one hit wonder) llamada Jennifer muy linda y sexy.

La última vez que hojeé el libro de la Hollander "La alegre madame" fue en una librería de viejo y al paso de los años me doy cuenta que después del internet mí colección de porno y aunque no lo crean mí autodidacta disposición al sexo; ya lo leo como algo muy inocente. Un lenguaje más que simple y descripciones que dan risa. Fue un grato momento pero ahí descubrí que hay libros que mantenemos en nuestra memoria que es mil veces mejor dejarlos cerrados.
Actualmente la "Happy Hooker" tiene una casa de huéspedes en Amsterdam, Holanda y sigue trabajando, cosa que a principios de los ochenta le permitió hacer y deshacer y tener lo que ahora tiene.

Aullidos festivos ochenteros y del recuerdo para ustedes y disfruten el fin de semana.

5 comentarios:

FENIX dijo...

Que bueno que hayas vencido el miedo al dentista... yo no puedooooo !!!

todavia no está tan mal la tocaya eh ?, algo habia escuchado de ella.

saludos.

Nube Gorda dijo...

Jejejeje, con q pillin y precoz, pues yo t cuento q hace no más de 5 años empece a leer mi 1er. libro erótico, la verdad me aburrio, no lo termine de leer y ni me acuerdo del nombre, asi q supongo q mi conocimiento erótico es más q lo q el libro me podía aportar, jajajaja, si claro, seguro...¡¡¡

Q tengas buena semana, un bsuchito.

Cuatroletras dijo...

La culpa la tienen mis hermanos y sus revistas de Play boy y anexas.

Las escondían debajo del colchón de sus camas y yo curiosa las veía, creo que ahí me nació el gusto por la lencería, después me empezaron a aburrir, no era nada nuevo para mi, tenían lo mismo que yo, claro en diferentes proporciones!!! Pero lo mismo.

En la Facultad hicieron un ciclo de cine llamado “Pornosotros” pasaron todas las películas de culto, desde Garganta profunda hasta El imperio de los sentidos, pasando por Las edades de Lulu, como 10 películas muy buenas y de ahí me nació el gusto por la pornografía, el erotismo ya es otra cosa, de esa hablamos en tu siguiente viernes de balcón.

Jajajajaa, yo que tanto de critique tus viernes de balcón ya hora me balconeo solita, jajajaja

Saludos

Kix dijo...

Chale, y yo que fue hasta la universidad que supe qué onda con esas cuestiones eróticas!

Angie: dijo...

jajaja
Creo soy voyerista, me gusta ver los blgo ajenos y mas si tienen relatos tipo diario, aunque, confieso que siempre da miedo narrar la vida en un blog con esto de la inseguridad.
¿Tienes un hijo? wow
yo tambien tengo una niña, se llama Mayte, ¿cómo se llama tu cachorito?
Y mi iniciación al sexo es un buen topico, como pa narrarla en algun cuento, un cuento medio lenton... jajajaja
Si..., la verdad siempre fui una reprimida catolica hasta por ahi de los veintitantos...
(una verdadera lastima)
jajajaja
y no fue bonita
fue...
como el cuento que te mostre pero sin testigos ni auto y otras cosas mas...
esa es la verdad
pero... bueno, después alguien me ayudo a superar los traumas
jajajaja
y mirame ahora
un fuerte abrazo y arriba el animo
besos