jueves, 25 de junio de 2009

Heptagésimo sexto post del año o Date una oportunidad

El Lobo dice...
Oportunas lectoras, oportunos lectores:
Les escribo estas palabras con todo un bagaje de imágenes e historias. Los últimos días me he paseado por blogs y foros sobre teorías de la conspiración y misterios sin resolver. Pero no es necesario engrosar las filas de esos temas, lo que en realidad me ocupa es la oportunidad que tenemos de darnos unas segundas, terceras o cuartas oportunidades.
Va de limón:
Hace un par de semanas, conocí a una hermosa y talentosa escritora en ciernes, con quien via chat, he compartido también puntos de vista, gustos y experiencias de vida. No sé que tan bien llegue a resultar una nueva relación para este Lobo, lo que sí sé es que decidí darme una nueva oportunidad, de conocerla y seguir compartiendo, solamente nos hemos visto una vez, y es maravilloso (y peligroso) lo que la imaginación puede provocar. Veremos qué pasa, no hay nada peor que arrepentirse por lo que uno deja de hacer. Mientras tanto les comparto mi felicidad.

He retomado la lectura de la "Gaceta del Ángel" de Germán Dehesa, muy criticado y polémico, pero indudablemente ácido y acertado en la mayoría de sus comentarios, simplemente entretenido. Extrañaba el leer de su mundo extraño y compartido con todos nosotros.

El libro leído más recientemente por este Lobo: Se trata de "Un grito de amor desde el centro del mundo" de Kyoichi Katayama, una conmovedora historia de amor japonesa que bien puede traspolarse a cualquier punto del planeta. La belleza de esta pequeña novela no solamente recae en la enternecedora historia de amor entre Aki y Sakutaru, quienes descubren el amor adolescente y apasionado. También en la ventana abierta hacia la cultura nipona, demostrando que no solamente es anime y manga, si no una filosofía distinta sobre la vida y la muerte. Otro de los logros de esta nouvelle, es el uso de los tiempos, saltando de una a otra sin perder el hilo narrativo, cada página se saborea, cada página se antoja una historia diferente. Gracias Diana por compartir esta novela conmigo.

Más cosas han pasado, creo que sobreviví a la gripe porcina, me puse muy malito y sin nadie quien me apapachase, pero me valió para volverme más fuerte.

Aullidos para ustedes.

P.S. Felicidades para FOAM, más éxitos y más trabajo. Zombie, comparto esa alegría hermano.

5 comentarios:

Kix dijo...

El eterno lobo enamorado!!

Te mando un abrazote!

Exenio dijo...

AH que mi Lobaxo; tu "cucharón" seguro carga pilas con esa magia Chiapaneca... unos somos más cobardes... chale.

En fin, que este tu espacio no está para mel-alcoholías.. jajajaja... o si???


P.S.- Discùlpame, es que me eché un "coctelito" para cerrar la semana sin muuuchos pendientes...

AndreaLP dijo...

Me encanta leerte optimista y satisfecho. Síguele dando, mi Lobo!

Besos.

Doctor Gurma dijo...

Aguante hermano lobo!!!!

ShAdOw dijo...

La vida en sí, se compone de oportunidades, oportunidad de nacer, de tropezar, caer y levantarse, de enamorarte una y otra vez hasta encontrar a quien nos complemente, asi se gana la experiencia mi cielo.
Me da gusto que la etapa de nubecitas grises hayan pasado y den paso a los colores de una ilusión, misma que se transforma en relatos, de los cuales soy tu fan.

Felicidades !!